Loading...

lunes, 4 de noviembre de 2013

Libertad

En realidad,no queremos ser libres, luchamos por libertad y nos quejamos de que nos la vetan, pero no sabemos que si todos fuésemos libres seríamos mucho menos felices.
Me explico, toda persona que escuchase este pensamiento me tacharía de extremista y de mente cerrada, ya que no acepto otra opinión, pero si se mira desde el foco adecuado solo me podríais llamar realista.
Todos luchamos por la libertad, la tenemos idealizada, en ningún momento insinúo que esté a favor del tráfico de esclavos ni de las dictaduras, ni de nada de ese estilo.
Si pensamos en un mundo totalmente libre, pensamos que podemos hacer todo lo que queramos, entonces viviríamos en un completo caos, ya que no respetaríamos ninguna norma que nos proporcionase estabilidad comunitaria. Además, dejaríamos de tener cosas prohibidas, es decir, no sentiríamos esa atracción por cruzar los límites, viviríamos sin emoción porque si podemos hacer lo que queramos siempre, cuando hiciésemos locuras no nos parecería especial.
En definitiva, ¿de verdad es libertad absoluta lo que buscamos? Como se dijo, 'mi mente nunca tendrá barrotes'. Creo que solo queremos una libertad relativa, pero quién sabe, a lo mejor me equivoco, pero sólo aceptará una opinión que me justifique si de verdad seremos felices en un mundo libre.
'Estaba loco; por lo menos, todo el mundo lo creía así. A mí, por el contrario, se me figuraba que lo que había hecho era recuperar el juicio' Gustavo Adolfo Bécquer